jueves, 16 de abril de 2009

Rosa Parks e Irene Morgan Kirkaldy

 El día en que fue elegido Obama, me acordé de Martin Luther King, como tantos otros. Pero lamenté especialmente que no estuviera viva para ver ese día una dama llamada Rosa Parks.
 He de confesar que no oí hablar nunca de Rosa Parks hasta hace una veintena de años, lustro más, lustro menos. Y aún así, cuando oí la historia de una mujer que tuvo las agallas para plantarle cara a solas a un régimen racista, un día cualquiera, sin aviso previo, sin movilizaciones previas, me estremecí. Porque yo creo que jamás podría ser tan valiente. Quisiera pensar que sí, pero no lo creo. Así que el nombre de esta mujer se me quedó grabado. No sólo como ejemplo de valentía, sino como demostración de que los cambios se efectúan en gran medida desde las pequeñas acciones. 
 Pensé también en todos las otras mujeres y hombres que, a lo largo de la historia habrían sufrido persecución y muerte por defender su dignidad como seres humanos, desde sus modestos campos de batallas. Durante la búsqueda en Google y la Wikipedia, encontré referencias a otra mujer que llevó a cabo una acción similar antes: Irene Morgan Kirkaldy.
 Dado que dispongo de poco tiempo, escribo esta pequeña entrada compartida esta noche, a modo de homenaje. Adjunto, de todos modos, fotos de las mujeres citadas así como enlaces referentes a ellas. Uno pertenece a un blog que también brinda homenaje a la primera de las dos. En el caso de Irene Morgan, dada la escasa información en castellano, añado un par de entradas en inglés. Aparte de las vinculadas a sus respectivo nombres. En esta ocasión, por el hecho comentado de ser una entrada compartida, no hay ninguna vinculación asociada al título.

Rosa Parks durante su arresto

Irene Morgan Kirkaldy


Enlaces de Rosa Parks:

4 comentarios:

marguis dijo...

Yo cuando hace tiempo oí la historia de Rosa Parks se me puso la carne de gallina... ¡qué sola y que valiente!

Tdo homenaje, pequeño o grande, le vale a esta mujer.

:)

Preste Juan dijo...

Gracias por tu compañía, marguis

Rosna dijo...

Dos historias impresionantes , y me pregunto , porque no se hace más publicidad de estos hechos ...??? lamentablemente solo se busca lo que vende , la calidad del producto ....y la calidad humana ???? a quién le interesa ... prefieren corderitos , pensar es peligroso ... ser sumisos es la premisa que nos imponen asi nos quieren los del Nuevo Orden ...
Me emocionó leer tu entrada , me emocionó tu correo sobre Susan ... si me permite mi querido Preste san me encantaría hacer una entrada en mi isla .
Feliz fin de semana y le envio un abrazo apretadito .
Rosna

Preste Juan dijo...

Mi querida Rosna:
Por supuesto que puedes hacer una entrada en tu blog. Me alegro de que te haya gustado el tema.
Un beso.
Feliz semana.